Principal arrow Noticias arrow Obesidad infantil
Ultima actualización:
 
 
Contactenos
Contactanos en abcpediatria@gmail.com
Escribenos al correo electrónico abcpediatria@gmail.com para cualquier duda o sugerencia referente al portal web.
Publicidad
 

Obesidad infantil
Escrito por Marisa prieto   
09.07.2005
Podemos encontrar cientos de culpables de la obesidad infantil como la genética, la publicidad, a las computadoras, etc.
pero esto no resuelve el problema, la cuestión no es encontrar un culpable, sino prevenir esta condición que muchos no saben pero es una enfermedad y en algunos casos se puede tornar grave. el problema de la obesidad infantil se puede evitar con la prevención, ayudando y enseñando a los niños a que mantengan el control de sus cuerpos y ayudar a los padres para que tomen decisiones adecuadas relacionadas con la nutrición y el ejercicio.
no importa ni la edad, ni el sexo, ni la posición social o cultural, es algo muy simple, una persona sube de peso cuando la cantidad de calorías que consume es superior a la cantidad de calorías quemadas.
efectivamente, existen algunos factores que tienen que ven con la tendencia a engordar como:

metabolismo: algunos factores y hábitos que tienen que ver con la velocidad del metabolismo son el tiempo de ejercicio que hace una persona persona, que come, cuando come y si se salta comidas. un metabolismo rápido quema calorías más rápido que un metabolismo lento.

la genética: los niños con padres con sobre peso, son propensos a ser obesos.

medio ambiente: la genética y el metabolismo a veces son un antecedente para que una persona se vuelva obesa, el medio ambiente también es un factor determinante.

alguno ejemplos:
la mentalidad: “limpiar el plato”, que puede alentar a los niños a comer más de lo nec esario, no es la correcta. por generaciones se ha tenido la convicción de que el comer mucho tiene que ver con una buena salud, cosa que es totalmente equivocada, al contrario, es un riesgo muy grave. el comer mucho, no tiene que ver con el comer bien.

por otro lado, en nuestra sociedad casi todo lo celebramos con la comida, el cumpleaños, navidad, el inicio de las vacaciones, incluso, si sale bien en las notas, a los niños se les premia con golosinas y postres, por lo tanto se relaciona el placer y las cosas buenas de la vida siempre con comida, también la integración social interviene en esto, ya que las convivencias con otros niños siempre está presente la comida.

sin embargo, hay cosas que podemos cambiar al respecto, premiar a los niños con cosas agradables que no sean comida por ejemplo: un paseo familiar, un juego de mesa, una mascota, etc. tratar de integrarlo a grupos sociales que convivan haciendo deporte o actividades de interés para los niños que no tengan que ver necesariamente con la comida.


riesgos físicos y emocionales de la obesidad

la obesidad en niños puede llevar a complicaciones médicas incluyéndose:
obesidad en la edad adulta
insomnio
diabetes tipo 2
enfermedades cardiacas
depresión
hipercolesterlemia (exceso de colesterol en la sangre)
hiperinulinemia (niveles excesivos de insulina en sangre)
para ayudar a que un niño obeso pierda peso y se mantenga saludable, es importante que se empiecen con hacer cambios en el estilo de vida del niño relacionado con comer, actividades, inactividad y la interacción de los padres. las emociones infantiles son también la clave para un tratamiento exitoso contra la obesidad.
en la vida de los niños deben pertenecer a un grupo y a la familia, no obstante, los niños obesos, son rechazados a cada paso que dan. por lo tanto, la depresión es muy común.

de hecho, la depresión es el efecto más común de obesidad en niños. el enjuiciar en contra de la gente obesa empieza de los 3 a los 5 años de edad. esto significa que antes de que los niños entren la primaria, ellos ya tienen apodos, dificultad para hacer amigos y son excluidos de actividades. tal ambiente de rechazo hace que se gane peso, por que los desalienta a un involucrarse a actividades deportivas, incita las actividades solitarias en la casa tales como ver televisión, jugar video juegos o usar el internet.

para poner fin a este ciclo, la clave es ayudar a los niños a hacer cambios que van a ser benéficos y sustanciosos. parte de esa transformación tiene que ver con cambiar lo que comen, la cantidad que comen o con quien comen. seguir un plan nutrimental adecuado para los niños, no restringir alimentos, proporcionales los nutrimentos adecuados y tratar de cambiar la mentalidad comida = placer. otras veces esos cambios tienen que ver con su ambiente, así que se tienen que concentrar más en como van a pasar el tiempo, incrementar la actividad y reducir el tiempo pasado con la televisión, los videos y la computadora.
< Anterior   Siguiente >


Aviso legalPolítica de PrivacidadSala de prensa

Publicidad
 

¿Quiere que su publicidad aparezca aquí?
Acreditaciones


Visitas Online
 
Licencia de Creative Commons  
Top!