Principal arrow News (noticias en ingles) arrow Los niños autistas perciben de forma alterada el movimiento biológico
Ultima actualización:
 
 
Contactenos
Contactanos en abcpediatria@gmail.com
Escribenos al correo electrónico abcpediatria@gmail.com para cualquier duda o sugerencia referente al portal web.
Publicidad
 

Los niños autistas perciben de forma alterada el movimiento biológico
Escrito por jano on line   
30.03.2009
Los mecanismos neurales del movimiento biológico están vinculados con la capacidad para realizar decisiones sociales
A partir de una edad muy temprana, los niños con autismo tienen una percepción alterada del movimiento biológico, una capacidad que ayuda en la interacción con otros seres vivos y que está vinculada con la comprensión social. El estudio del que deriva la evidencia, desarrollado por investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Yale en New Haven (Estados Unidos) y publicado en la edición digital de la revista Nature, sugiere que la alteración podría tener un efecto sobre la interacción social de estos niños en su vida posterior.
 
La percepción del movimiento biológico se ha demostrado en muchas especies, incluyendo los humanos, y sus mecanismos neurales están vinculados con la capacidad para realizar decisiones sociales utilizando indicios, por ejemplo las expresiones faciales y la mirada.
 
Los investigadores, dirigidos por el Dr. Ami Klin, sugieren que esta capacidad perceptual podría estar ausente de los niños con autismo. Los investigadores evaluaron niños de dos años con autismo y niños control de la misma edad en relación a los patrones de atención cuando veían movimiento biológico como una marioneta que se escondía y reaparecía en un formato normal o alterado.
 
Los autores descubrieron que los niños con autismo no seguían el juego y que en vez de ello se distraían con otros ruidos asociados que eran ignorados por los niños control. Esto sugiere que son muy sensibles a los indicios físicos no sociales y podría explicar por qué los niños con autismo no consiguen mirar a los ojos de las personas y se centran más en el área de la boca.
 
Los niños autistas también prestaban más atención al juego cuando observaban el juego con las marionetas en su sentido inverso, un formato procesado por circuitos del cerebro diferentes a los del movimiento biológico. Esto sugiere una posible alteración de un importante mecanismo de interacción social.
 
Los datos del estudio proporcionan más información sobre cómo los niños con autismo experimentan el mundo que les rodea, especialmente durante sus primeros años de vida.
< Anterior   Siguiente >


Aviso legalPolítica de PrivacidadSala de prensa

Publicidad
 

¿Quiere que su publicidad aparezca aquí?
Acreditaciones


Visitas Online
 
Licencia de Creative Commons  
Top!